Salir De Tu Zona De Confort Sin Tener Que Escalar El Himalaya

FullSizeRender.jpg

Donde uno crece, es donde uno puede realizar lo que sueña, aprender lo que se necesita, tienes objetivos que quieres perseguir.

FullSizeRender.jpg

Es el lugar donde dejas de pilotear tu nave en modo automático y te pones en modo realidad, en vivo y a todo color, en el PRESENTE. 

- Que el presente de llama “presente” porque es el regalo que la vida nos da en cada momento.  -

Entonces, para salir de la comodidad de la mente, debemos estar presentes.  

A la mente no le gusta el presente. La mente se siente cómoda en donde hace lo que puede hacer mejor (y porque quiere quedar bien con nosotros): predecir, engancharse, resistir, pronosticar, asumir, calcular, CONTROLAR, etc... - a partir de este momento, lean con voz de Largo Adams - CONTROLAR lo que pasa en cada momento. Y cuando estamos prediciendo, enganchándonos, resistiéndonos, pronosticando, asumiendo, calculando y CONTROLANDO TODO, absolutamente todo, es imposible estar presentes.

Estar presentes consiste en PERMITIR que las cosas sean como son, sin engancharnos con ideas, sin resistirnos a nuestras ideas.

Y eso amigassss...definitivamente es salir de nuestra zona de confort mental. 

Lo cómodo es aventarle la madre a cual persona se atreva a contradecirnos y lo incómodo es no decir eso que estamos pensando. 

Lo cómodo es distraernos con el celular y lo incómodo es dedicar un tiempo exclusivo de 20 min para revisar el teléfono, no tener notificaciones y no correr q contestar el primer chat que nos mandan.

Lo cómodo es aventarnos a un trío “into the wild” y lo incómodo es quedarnos en donde estamos con todo lo que nos molesta, nos irrita, nos saca de onda para ir practicando poco a poco, respirar para aceptar las cosas como son, sin engancharnos a la irritación, y sin decir “uuuyy no que bárbara que exagerada soyyyy como me cae tan mal esto, soy una idiota” sino OBSERVANDO las sensaciones, los pensamientos y las aventadas de madre mentales a Raimundo y medio mundo; para que después con el tiempo y la práctica, le prestemos menos y menos atención a eso que un día nos irritó.

No es fácil por eso estamos como estamos y por momentos vemos que el mundo se va por el desagüe pero siempre sale un nuevo art nail de moda como el #cowprint y el mundo inmediatamente se vuelve en un lugar mejor. 

Entonces, la zona cómoda no es necesariamente levantarnos del sillón (aunque eso sí sea salir de la zona cómoda), salir de la zona de confort es incomodarnos a tal punto que podamos tener libre albedrío sobre lo que queremos hacer. Libre albedrío no es “decidir” comer un pastel de chocolate entero....eso queridas...que lo he hecho yo y Uds..no es libre albedrío, es piloto automático. Es responder de forma automática a nuestras tendencias sin tener chance que decir “no gracias, no quiero, mi estómago reclamará más tarde”. Salir de la zona de comfort es tomar la decisión de cómo queremos actuar en base a cómo queremos vivir. En el PRESENTE.