Fashion Month is coming...

Image Source:  AMANDA SHADFORTH

Image Source: AMANDA SHADFORTH

Se avecina nuevamente el FASHION MONTH en el mundo o mejor dicho, en las ciudades MECAS DE LA MODA. Los que estamos en el tema de la moda, conocemos esa sensación. Es totalmente emocionante, pero vuelve por momentos esa ansiedad de querer estar ahí, sin estar. Ráfagas de fotos, reviews y stories de instagram son el pan diario de esos días, alimentando ese sentimiento de desasosiego y de no ser nadie por no estar invitado. Sin embargo, aquí estoy yo, tras varios años de luchar con ese sentimiento, después de haber ido a un NYFW y después de haber analizado profundamente la industria de la moda…y estos eventos en las ciudades referentes de la moda.

He encontrado la forma de calmar esa ansiedad. 

Algo que deben saber es que el concepto del FASHION WEEK en NY, PARÍS, MILÁN, LONDRES, por mencionar a los más importantes, ha cambiado mucho en últimos años. Mundialmente y gracias a la tecnología y las redes sociales, el mundo se ha volcado a otro concepto de lo que significa EL DESFILE, restándole importancia. Los mismos diseñadores se han dado cuenta que el desfile, en sí, es una gran inversión que se puede utilizar más efectivamente en otro tipo de actividades. Incluso muchos diseñadores han optado por no invertir su presupuesto en grandes producciones para un desfile y lo invierten en otro tipo de promoción de sus marcas como eventos privados, cortometrajes, exposiciones o incluso colaboraciones con personalidades u otras marcas.

Aunque si bien es cierto, el FASHION WEEK nunca va a acabar y las grandes marcas cuentan con estos eventos como herramientas comerciales que buscan generar un posicionamiento con sus nombres, los nombres de diseñadores más independientes, están perdiendo el interés.

Los que saben y llevan años en este negocio, dicen que los FASHION WEEKS ya no son lo mismo de antes. Que es un espacio abierto para blogger o personas que llegan de todas partes del mundo haciéndose pasar por mega estrellas de la moda, cuando en realidad están lejos de serlo.

Yo ya estuve en un FW, ya sé lo que estar ahí y la verdad sí es emocionante. Sin embargo creo que no es el fin último. Hay cosas mucho más importantes aparte de los desfiles. Las relaciones son clave y vale más estar en contacto con personas que realmente nos aportan algo y esto no necesariamente pasa durante los días de FW.

PRIMERO: Hagámonos un idea clara de que no podemos estar en todo. 

Es humanamente imposible no perderse de nada y hasta los personajes de moda más famosos han dejado de ir a un FASHION WEEK por atender asuntos realmente importantes en sus carreras. Así que dejemos de pensar que el FASHION WEEK es TODO y enfoquémonos en hacer actividades que realmente enriquezcan nuestro trabajo y lo que estamos haciendo. 

SEGUNDO: Los detalles son importantes.

Ver los desfiles en vivo es emocionante, por supuesto, pero nunca se logra apreciar con detalle el concepto general. Muchas veces la idea más clara de la colección se genera después… viendo las fotos detalladamente de cada look y cada accesorio. Sin dejar atrás las fotos del backstage, la inspiración para el maquillaje, el pelo, etc. Y cabe mencionar la importancia de leer otros reviews de personas del medio, las críticas y los comentarios que enriquecen mucho más nuestra visión del diseñador y su colección. 

TERCERO: Es mucho más conveniente ver el FASHION WEEK desde casa. 

Piensen en el dinero que se podrían ahorrar (si es que les toca pagar sus gastos). Todo lo que podemos conocer lo tenemos al alcance de nuestros celulares en la comodidad de nuestra casa y en vivo…inclusive los podemos ver desde la TV (con Apple TV, por ejemplo).  Incluso sé de varios editores de moda muy conocidos que han optado por no asistir más a los fashion weeks. 

 

Ustedes ¿qué piensan? ¿consuelo para el triste? ¿coco wash?....

 

Por Ana Cruz